Soy el blogger más alto, más guapo, más listo y con más pelo

El último spot de Iberdrola: un cansino ejercicio de autobombo.

No, tranquilos/as que no voy a hablar de mí mismo.  Además todas las afirmaciones con las que titulo este post son mentira.

Es normal que os resulte fétido ese ejercicio de autobombo.  Nuestra conciencia social nos enseña que es inadecuado echarnos flores a nosotros mismos.  Resulta cansino e irritante y desde luego, si lo que quiero es empatizar con mi audiencia, lo último que quiero es convertirme en el ombligo del mundo.

¿Te imaginas si el día que conociste a tu pareja le hubieras soltado una charla egocéntrica sobre todas tus virtudes?  Lo más probable es que hubiese echado a correr y no la habrías visto nunca más.

Sin embargo hace días que asisto al bombardeo de mensajes de este mismo tipo por parte de Iberdrola:



 

Una empresa que hace años logró dulcificar su imagen monopolística, vetusta e inmovilista con un guiño al medio ambiente.  Pero que en este intento de abrir el tiro y enriquecer su brand equity, le revienta el fusil en las narices.

¿Qué opináis?:

  • ¿La manera de extender la presencia de Iberdrola en ese contexto de naturaleza es repetirnos hasta la extenuación lo dinámicos, innovadores, imaginativos, etc que son?
  • ¿No sería más apropiado construir su imaginario de marca ofreciendo al target la oportunidad de participar en actividades de tipo experiencial…?
  • ¿…ofreciendo contenido útil en lugar de mensajes comerciales? ¿Qué tal capitalizar ese potente territorio de marca que es el medio ambiente enseñándome a poner mi pequeño granito de arena para cuidarlo en el día a día?
  • ¿Hablando más de las personas que consumen la electricidad (sus hábitos, sus problemas, su convivencia con el mundo de la energía y del medio ambiente) y menos de la marca que la provee?

La liberalización del mercado de la electricidad es un reto para las empresas del sector, y no creo que la mejor manera de responder a él sea utilizar códigos de comunicación de los 80.  Si eres líder, deja que otros lo digan por ti (el hecho de reptir lo grande que eres no aporta ningún valor a tu audiencia).  Si eres innovador, demuéstralo.  Si eres atento, demuéstralo (iba a contar mi espera de 14 meses para que Iberdrola me devolviese un dinero que me había cobrado erróneamente, pero hoy ando algo escaso de tiempo…).

Espero, como siempre, vuestras opiniones, incluídas las de Iberdrola o sus agencias si se pasan por aquí.  Saludos a todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *